Ahora despierta la Participación en Maipú

Después de una sequía en participación, sin asambleas, cabildos, consultas, dialogo ciudadano y trabajo territorial, ahora Maipú renace y todo el mundo armando foros o conversatorios ciudadanos.

Quién lo diría, basto solamente un estallido social y todos se subieron al carro de la participación ciudadana. Los procesos participativos son una herencia del gobierno de Michelle Bachelet iniciados el 2015.

Maipú comuna con tradición de participación

Reunir personas, inscribirlas en una lista de asistencia, realizar alguna dinámica de propuesta o solución de problemas, servirse un coffee break y tomarse una foto no constituye una efectiva participación… dicen los dirigentes sociales.

La verdadera participación social es aquella donde los actores involucrados toman decisiones o acuerdos vinculantes,  respecto de los temas que trate el proceso participativo.

Durante la gestión de Alberto Undurraga, se dio inicio a las primeras experiencias en procesos participativos como política comunal, recordar las tan conocidas “Mesas Territoriales” donde se recogían las demandas y necesidades de la comunidad. Acto seguido la comuna puso en práctica el primer hito de participación el “Yo Participo” donde los vecinos a través del voto decidieron diversas inversiones en sus barrios, era el inicio de una cultura participativa en Maipú.

Otro proyecto interesante fue la Cumbre de los 512 mil Sueños, donde los vecinos partícipes vislumbran el Maipú del futuro, este proceso que quedó finalmente inconcluso.

Las jornadas de Diálogo Barrial también fueron parte del proceso, en esta instancia los dirigentes y actores sociales aportan con su opinión al plan de desarrollo comunal PLADECO.

Pero el 2011 todo cambia, se aprueba la Ordenanza de Participación al amparo de la Ley 20.500, nace el Consejo de la Sociedad Civil que sustituye al CESCO. La nueva Ordenanza en su primer artículo;  Reconoce y garantiza a todos los habitantes del territorio comunal, de manera individual o asociados a través de organizaciones de interés público, el derecho de participar e intervenir en los mecanismos, instancias y procesos referidos a la toma de decisiones y proyectos que sean de relevancia e interés local.

Con la llegada de Christian Vittori el 2012, la administración generó cambios en la línea participativa, se fortaleció las Mesas de Coordinación Barrial y se activaron las Escuelas de Participación con un diplomado para Dirigentes y Funcionarios vinculados a la temática.

Casi en la misma dirección se implementaron los Presupuestos Participativos, instancia que permitió en una primera etapa que la comunidad incidiera en la inversión municipal en áreas específicas. También se dio el vamos a la construcción de una veintena de sedes sociales, aumentando la infraestructura social que permite más participación digna.

Pero los procesos van cambiando según quien gobierne, así una Administración le asigna valor a la partición otra puede que No.

Después de 3 años de Gestión, recién la administración de Cathy Barriga intenta activar los Cabildo Participativos en la comuna, la razón sería una instrucción o sugerencia del Gobierno Central, que pretende contrarrestar las Asambleas Ciudadanas originadas por el estallido social conocido como “Chile Despertó” la comunidad y las organizaciones sociales están realizando cientos de encuentros ciudadanos.

La comuna de Maipú se activó con Cabildos ciudadanos en los Barrios, también los profesores están en este proceso, el COSOC ya a realizó su primer encuentro, organizaciones de la discapacidad se sumaron, los sindicatos trabajan en levantar una jornada de diálogo, las agrupaciones vinculadas a la salud también hacen lo suyo y la Municipalidad está invitando a Cabildos Participativos.

Recientemente La Alcaldesa encabezó un encuentro de Mujeres, los Cabildos organizados por el municipio aún No tienen fecha ni lugar asignado, tampoco se conoce el formato o metodología, ni las temáticas que tendrá el proceso, también queda por definir los objetivo o metas de los encuentros, porque finalmente la idea es que sean vinculantes de verdad.